Educación en cuarentena: soluciones virtuales, problemas reales

El aislamiento social agravó las dificultades para dictar clases frente a la desigualdad en el acceso a internet y tecnologías en todo el país.

Por Segundo Bloom*

El aislamiento social agravó las dificultades para dictar clases frente a la desigualdad en el acceso a internet y tecnologías en todo el país.

En los últimos dos meses, la “vuelta a clases” quedó obsoleta y las herramientas de educación a distancia se encuentran en plena pelea para mantener la enseñanza a flote. El problema surge cuando el modelo virtual no es del todo sustentable teniendo en cuenta la imposibilidad de muchas familias de acceder a tecnologías.

Según la UNESCO, la pandemia por coronavirus ha perjudicado a 168 países, interrumpiendo la escolaridad a más de 1,2 millones de jóvenes, es decir, casi un 71% del total de los estudiantes del mundo. En el caso de Argentina, el confinamiento ha llevado a las autoridades a tomar medidas rápidas teniendo en cuenta las grandes desigualdades tecnológicas. En el caso del nivel inicial, primario y secundario, por la falta de exámenes presenciales y la dificultad de acceso a Internet, el Ministerio de Educación decretó que no se calificará de forma numérica ni conceptual, sino que el trimestre quedará “vacante” para poder ser recuperado durante el inicio de clases presenciales, una vez superada la cuarentena. El ministro de Educación Nicolás Trotta comentó al respecto: “Nuestro principal objetivo como Ministerio es garantizar el derecho a la educación. En este contexto se profundizan las desigualdades ya que la realidad de cada hogar es muy distinta en cada rincón del país”.

A nivel universitario, instituciones como la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), La Universidad Nacional de Córdoba (UNC) o la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), han optado por dictar clases de forma virtual manteniendo el cuatrimestre vigente, en algunos casos eliminando la asistencia y dando plazos accesibles para la entrega de trabajos. Esta no es la situación de la Universidad de Buenos Aires (UBA), que una vez comenzada la cuarentena desplazó el inicio del cuatrimestre al primero de junio. En casi todos los casos, las clases a nivel nacional aún continúan desde casa, pero muchos se preguntan si el modelo es equitativo.

Nueva educación y vieja desigualdad

Según el Observatorio Argentino por la Educación y el Ente Nacional de Comunicaciones, la brecha entre conectados y desconectados es gravemente dispar. De acuerdo a las cifras, de cada 100 hogares, 37 no tienen acceso a internet (Enacom 2020), representando esto un problema a la hora de asistir a clases virtuales, sobre todo si éstas exigen la asistencia del alumno.

Un estudio sobre conectividad en el último grado de primaria mostró que 1 de cada 5 estudiantes no cuenta con internet en su hogar, esto es el 19.5% del total a nivel país (2018), siendo la provincia de Santiago del Estero la de mayor porcentaje de alumnos sin conexión (40,7%), seguida por Formosa, San Juan, Catamarca, Misiones y Chaco. En el caso del nivel secundario, el 15,9% de los alumnos no tiene conectividad a internet. Ninguna provincia supera el tercio de estudiantes secundarios en esta situación, pero nueve de ellas tienen cifras sobre el 25% del total -en su mayoría provincias del norte y centro argentino-. Las cifras son alarmantes teniendo en cuenta que por el momento el inicio de clases presenciales no está cerca.

Porcentaje de hogares con acceso a Internet fijo. Provincias y país (2019)

Fuente: Observatorio Argentino por la Educación

Además, el hecho de acceder a una conexión wifi no necesariamente significa estar conectado. Las investigaciones muestran dos brechas: los desconectados sin internet y los desconectados comunitarios. Estos últimos son los que tienen conexión a Internet, pero no disponen de computadoras ni celulares. Solo el 37.9% de la población entre 4 a 12 años tuvo acceso a una computadora en 2019, como también lo tuvo únicamente un 60% de la población entre 13 y 17 años de edad. Las cifras del nivel universitario promedio no son alentadoras: únicamente un 53.9% del total de entre 18 y 29 años pudo acceder.

Hoy el papel de Internet es fundamental en la educación; la conectividad del alumno representa un pilar importante a la hora de dar clases. Muchas escuelas necesitan contar con conexión para poder enseñar y dar el material de estudio. Los libros se han convertido en PDFs, los deberes se envían por Whatsapp e incluso lo grupos de amigos ya forman parte de comunidades en redes sociales. Hoy más que nunca es importante focalizar en el derecho a la conectividad, porque indudablemente forma parte de nuestra vida cotidiana.

Las autoridades están al tanto de este obstáculo y han impulsado diferentes medidas para optimizar la educación virtual y la inclusión a quienes no pueden costear los aparatos o sus barrios ni siquiera cuentan con infraestructuras para hacer esto posible.

Se ha revitalizado la iniciativa Conectar Igualdad que desde el mes de enero ya había anunciado la vuelta del programa y que entregará 135 mil netbooks a los estudiantes de primaria y secundaria. A nivel universitario también hay iniciativas para contribuir a saldar la brecha tecnológica, como la aprobación de la “Beca TU PC para estudiar” impulsada por la UNLP en la resolución 938/20 aprobada el pasado 15 de mayo, que prestará a los estudiantes computadoras de escritorio, netbooks o tablets mientras transcurra su estudio de grado. La beca, a la que los estudiantes pueden acceder ingresando a www.becas.unlp.edu.ar/, forma parte del Plan Permanecer que suministra las herramientas necesarias para que se pueda continuar con las actividades academias.

Además de las iniciativas institucionales, la realidad apunta a que las dificultades son más bien estructurales y que se necesitará de una fuerte intervención estatal junto a replanteos sobre las maneras de educar en un futuro no muy lejano.

Educación del futuro

La situación actual empuja a pensar cómo será la educación post pandemia y como deberán responder los países frente a una posible transformación académica.

Mientras algunos países como Nicaragua y Estados Unidos no han sido estrictos con el cierre de escuelas, la gran mayoría optó por suspender las clases. En los lugares donde la brecha de contagios disminuyó, se ha regresado paulatinamente a las aulas, no sin antes un protocolo de higiene obligatorio. Algunas medidas como la separación de un metro y medio entre los pupitres, la prohibición del ingreso de los padres al colegio, la obligatoriedad del lavado de manos cada 1 hora, como también el uso de tapabocas, fueron de las más utilizadas. También, en el caso de Francia, se impulsó un modelo virtual/presencial donde los alumnos se dividen en turnos para asistir a clase. Con respecto a América, algunas de estas soluciones parecen difíciles teniendo en cuenta la situación de inequidad a lo largo del territorio que dificultaría el cumplimiento estricto del protocolo sanitario. Argentina no cuenta con la capacidad tecnológica de los países europeos que alcanzan hasta un 95% de los alumnos con Internet, ni tampoco lo hacen los países de la región, como Perú o Colombia, donde la situación es mucho peor.

No hay certezas sobre el futuro, pero es seguro que la educación deberá adaptarse y hacer frente a la evidente realidad en las escuelas del país, construyendo soluciones a los nuevos problemas y paradigmas que se presentarán en el mañana.


*Estudiante de Comunicación Social y de Psicología de la UNLP

Referencias:
Observatorio Argentino por la educación:
https://cms.argen tinosporlaeducacion.org/media/reports/ArgxEdu_Conectividad_Coronavirus_.pdf
https://cms.argentinosporlaeducacion.org/media/reports/ArgxEdu_VueltaAClases.pdf
Conectar Igualdad por La Trinchera:
https://revistatrinchera.com/2019/09/08/aprender-conectados-las-maniobras-de-cambiemos-para-desarmar-una-politica-de-inclusion/
Estadísticas de analfabetismo y educación:
https://sitioanterior.indec.gob.ar/nivel4_default.asp?id_tema_1=4&id_tema_2=33&id_tema_3=97
https://www.indec.gob.ar/indec/web/Nivel4-Tema-4-33-98
Comunicado Fernando Tauber UNLP:
https://www.youtube.com/watch?v=2mPcBPCpK30

1 pensamiento sobre “Educación en cuarentena: soluciones virtuales, problemas reales

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.