Roosevelt Skerrit, el gobernante izquierdista caribeño de Dominica

En las naciones del Caribe podemos hallar interesantes líderes progresistas y de izquierda que son pocos conocidos en Latinoamérica. Uno de ellos es Roosevelt Skerrit, Primer Ministro de la Mancomunidad de Dominica, arduo defensor del ALBA-TCP, de Cuba, Venezuela y Nicaragua.

En la Plaza Bicentenaria del Palacio de Miraflores, Caracas, capital de la República Bolivariana de Venezuela, estuvieron reunidos los Jefes de Estado y de Gobierno de los Países y Pueblos del ALBA-TCP y las delegaciones el Congreso Bicentenario de los Pueblos del Mundo de más de 67 países de los cinco continentes.

Fue un verdadero encuentro muy exitoso en el que se ha construido y debatido, un conjunto de propuestas referentes a los temas claves como la pandemia, las vacunas, lo energético, el Banco del ALBA, el cambio climático, las batallas en las Naciones Unidas, la solidaridad de la diplomacia, la estrategia para recuperar el camino perdido en el esfuerzo unitario de la CELAC, la reconstrucción de la UNASUR y el relanzamiento de PETROCARIBE.

Roosevelt Skerrit, Primer Ministro de la Mancomunidad de Dominica desde 2004.

Allí estaban el presidente de Bolivia Luis Arce, el Primer Ministro Ralph Gionsalves, de San Vicente y las Granadinas, y Roosevelt Skerrit, Primer Ministro de la Mancomunidad de Dominica. También estuvieron las voces del presidente nicaragüense Daniel Ortega, vía Zoom desde Managua, y el canciller cubano Bruno Rodríguez Parrilla. Como invitados estaban Evo Morales y Rafael Correa, baluartes de la unidad latinoamericana.

Los discursos fueron al unísono. Todos solidarizándose con Venezuela, Cuba y Nicaragua ante los ataques de Estados Unidos y la sucia OEA (Organización de Estados Americanos). Pero uno de los discursos más resonantes fue el del premier Roosevelt Skerrit, quien se definió como un bolivariano, chavista y fidelista.

Su país insular y él mismo son poco conocidos en el mundo militante progresista y revolucionario en América Latina, pero en el Caribe se lo conoce muy bien.

Dominica es una isla y una república de América, que forma parte de las Antillas Menores, en el mar Caribe. Se localiza, específicamente, entre los territorios franceses de ultramar de Guadalupe al norte y Martinica al sur. Si bien pertenece a la Mancomunidad Británica de Naciones, el máximo jefe de Estado no es la reina de Inglaterra Isabel II (como sucede en algunos países ex colonias de Londres), sino el primer ministro. También está la figura del presidente, que es casi como un ministro del Interior. En Dominica, cuya capital es Rouseau, viven poco menos de 70.000 habitantes. Fue colonia británica desde 1834, aunque a fines del siglo XIX Londres logra un control efectivo de la isla frente a los intereses de Francia. La mayoría de la población es descendiente de los esclavos africanos que llegaron en el siglo XVII a la isla. Si bien se generó un idioma creole afrancesado, el inglés se impuso en toda la isla. La mayoría son cristianos, repartidos entre católicos y protestantes.

Dominica se convierte en provincia de la llamada “Federación de las Indias Occidentales” de 1958 a 1962. Luego de la disolución de la misma, Dominica se convirtió, en 1967, en un “Estado Asociado del Reino Unido” y se hizo cargo formalmente de sus asuntos internos. Fue entonces que surgieron movimientos de independencia más firmes, muchos de ellos con ideologías izquierdistas tomando el modelo del laborismo inglés.

El 3 de noviembre de 1978, el Reino Unido concedió la independencia a la llamada Mancomunidad de Dominica, dentro de la Mancomunidad Británica de Naciones, aunque se votó a favor de la proclamación de una futura república parlamentarista. 

La independencia hizo poco para resolver los problemas que resultaron de siglos de subdesarrollo económico y, a mediados de 1979, el descontento político llevó a la formación de un gobierno interino. Este fue reemplazado después de las elecciones de 1980 por un gobierno dirigido por el Partido de la Libertad de Dominica, bajo la Primera Ministra Eugenia Charles, la primera mujer en ocupar ese cargo en el Caribe.

Los problemas económicos crónicos se complicaron por el grave impacto de los huracanes en 1979 y 1980. Además, Dominica se ubicó en la alianza occidental frente a la Cuba socialista, la Nicaragua sandinista y la Granada de Maurice Bishop. De hecho, el partido derechista de Eugenia Charles apoyó la invasión de Estados Unidos sobre Granada para derrocar en 1983 a la Revolución Popular en ese pequeño país insular de tan solo 90.000 habitantes.

A finales de la década de 1980, la economía disfrutó de una saludable recuperación, que se debilitó en la década de 1990 debido a una baja en los precios de las bananas, principal producto de exportación del país. Estados Unidos no ayudó a mucho a Dominica, pese a que ésta envió tropas para la invasión a Granada. Fue así que emergieron los laboristas como indiscutidos representantes de las masas obreras de Dominica.

Skerrit junto a Fidel en 2005 en su visita a Cuba.

En las elecciones de febrero de 2000, el Partido de Trabajadores Unidos de Edison James (UWP) fue derrotado por el Partido Laborista de Dominica (DLP), dirigido por Roosevelt Douglas. Douglas falleció después de solamente algunos meses de haber asumido el mando y fue reemplazado por Pierre Charles, también del DLP. En el 17 de septiembre de 2012, Eliud Thaddeus Williams se juramentó como Presidente, sustituyendo al Dr. Nicholas Liverpool, quien habría sido destituido de su cargo por motivos de salud. Williams fue elegido por el Parlamento, como establece la constitución, y asumió su cargo en medio de controversias después que la oposición, Partido de los Trabajadores Unidos (UWP), cuestionase el proceso que condujo a su nombramiento, no asistiese a la votación y realizase una protesta cerca del edificio del Parlamento para manifestar su desacuerdo.

En realidad, los centristas del UWP no querían que los izquierdistas laboristas continúen con sus políticas sociales a favor de las masas. Fue entonces que aparece en escena el idealista Roosevelt Skerrit.

Skerritnació el 8 de junio de 1972.  En 1995 se graduó con honores de la licenciatura en Psicología, en la Universidad Estatal de Nuevo México, en Estados Unidos. De igual forma, en 1997 se licenció en Lengua Inglesa, en la Universidad de Mississippi.  Antes de incorporarse a la vida política en 1999, laboró como maestro de secundaria y fue conferencista en el Dominica Community College.  En las elecciones de enero del 2000 fue electo miembro del Parlamento de su país.  Durante el gobierno del Pierre Charles, ocupó el cargo de Ministro de Educación, Juventud y Deportes.

Tras el fallecimiento de este jefe de gobierno, en enero del 2004, Skerrit fue electo líder del Partido Laborista, con un amplio apoyo a lo interno de la agrupación. A partir de ese momento, se convirtió en Primer Ministro de la Mancomunidad de Dominica, asumiendo también otras carteras del gobierno.  En las elecciones generales de diciembre del 2009, resultó reelecto en su cargo de Primer Ministro.

Skerrit junto a Maduro en Caracas, en el marco de la XIX Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno del ALBA-TCP.

Sus políticas sociales fueron exitosas. Ideó un gran plan de obra pública, logró bajar el desempleo, reforzó el sistema de salud con ayuda cubana y se benefició con los acuerdos comerciales petroleros con Venezuela bolivariana. Se sumó al ALBA en 2005, y Skerrit no dudó en manifestar su admiración hacia Fidel Castro y Hugo Chávez. Fue un arduo defensor de Cuba, Venezuela y Nicaragua, e impulsó PETROCARIBE, CARICOM y la Asociación del Caribe con miradas de integración latinoamericano-caribeñas, reforzando la CELAC.

Estados Unidos, el Reino Unido y la derecha local han demonizado a Skerrit, acusándolo de ser un “castrocomunista”, un “populista” y un “amigo de las dictaduras”. Skerrit también no dudó en apoyar las causas de Palestina, de Siria y de Irán. Se puso del lado de Rusia y China, y no dudó en alzar la voz contra las políticas imperialistas. Siguiendo el ejemplo del vicentino Ralph Gonsalves, “la leyenda del Caribe”, “El Camarada Ralph”, Skerrit fue una voz rebelde dentro del Caribe anglófono, pidiendo más independencia. No dudó tampoco en reclamar la independencia de Puerto Rico y en apoyar a los movimientos independentistas en las colonias caribeñas francófonas como Guadalupe, Martinica y Guayana Francesa.

Su osadía rebelde, tan similar a la de Ralph Gonsalves, lo llevó a enfrentarse con Estados Unidos y la sucia OEA de Luis Almagro. En las elecciones de 2019 Roosevelt Skerrit iba por un nuevo mandato como Primero Ministro. Para ello necesitaba ganar la mayoría de los escaños del Parlamento.

Skerrit en la foto familiar de la XIX Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno del ALBA-TCP, Caracas 2021.

Skerrit, lideraba al gobernante DLP, dueño de 15 escaños en el poder legislativo, y fue objeto de una campaña de la oposición derechista que estimuló el cierre y bloqueo de las calles ante la acusación de fraude. Linton y su programa de “Cambio Real” intentaron aprobar en la Corte Superior de Justicia un recurso para suspender los comicios y la negativa despertó en los simpatizantes del UWP la utilización de métodos violentos para impedir el proceso electoral.  En este contexto, el Partido Libertad de Dominica (DFP), encabezado por Michael Astaphan y sin asambleístas en la actual Cámara, completaba las candidaturas.

Desde inicios del año 2019 la OEA deslegitimó la convocatoria a elecciones generales y apoyó el llamado del opositor Linton para frenar los comicios en Dominica.El gobernante dominiqués Skerrit criticó la postura del secretario del organismo interamericano de enviar una misión electoral a la nación caribeña y lo conminó a denunciar los disturbios orientados por Linton.Los primeros ministros Ralph Gonsalves, de San Vicente y las Granadinas, y GastonBrowne, de Antigua y Barbuda, señalaron a “Almagro como enemigo de las fuerzas democráticas y progresistas del continente”.

En el propio seno de esta nación, la llamada Red Anti-imperialista del Caribe de Dominica” denunciaron los hechos de violencia que incitó el candidato opositor Linton, quien expresó que el UWP no aceptaría los resultados en caso de la victoria del actual Primer Ministro y con mucho gusto recibirían a la OEA para lograr su objetivo.Los cancilleres Jorge Arreaza, de Venezuela, y Bruno Rodríguez, de Cuba, calificaron de intolerable acto de injerencia en los asuntos internos de Dominica la acción de la OEA, que se extralimita en el desempeño de sus funciones.

Con una economía basada en la industria turística, Skerrit lamentó las pérdidas luego de la cancelación de vuelos por parte de la compañía Seaborne Airlines y la suspensión de algunas líneas de cruceros.Después de los estragos del huracán María (de 2017), el gobierno y los ciudadanos unieron esfuerzos para reconstruir el país.

Finalmente, el pueblo de Dominica derrotó a los embates de la derecha local y la sucia OEA el 7 de diciembre de 2019, cuando se conoció que Skerrit y el DLP obtuvieron un rotundo triunfo. Lograron el 80 % de los escaños. Ganaron 18 de los 21 distritos electorales que estuvieron en disputa en las elecciones celebradas el para renovar a los miembros de la Cámara de la Asamblea. Skerrit fue ratificado como Primer Ministro una vez más y el pueblo salió a las calles de Rouseau y el resto de la isla a festejar el triunfazo popular en las urnas.

Skerrit sigue al frente de la isla de Dominica y es un patriota de las Américas. Un compañero del Caribe Insular, que debe ser tenido en cuenta. Por más pequeños que sean estos países caribeños, con la mera presencia y actividad revolucionaria de sus gobernantes es un gran espaldarazo a los sueños de unidad de la Patria Grande de las Américas.

Mauricio Piñero
Mauricio Piñero

Cuentan las crónicas que nació como el hijo de nadie. Luchando por la Patria Grande, como Internacionalista y antiimperialista. Tripero de alma y cuerpo, siempre junto a la patriada barrial. La historia descolonizada es mi pasión como docente de la Escuela Pública y de los barrios. Las noticias sobre los pueblos que luchan como forma de viajar hacia una verdadera justicia social global.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Quiero suscribirme!
1
Más rápido y fácil
Hola
Si querés que te incluyamos en nuestras listas de difusión de publicaciones y promoción de entrevistas en vivo, envianos un mensaje para suscribirte y te llegará toda nuestra información.
¡Sumate a la Comunidad Trinchera!