Lacalle, el hijo pródigo del neoliberalismo depredador

Lacalle, el hijo pródigo del neoliberalismo depredador

TIEMPO DE LECTURA: 6 min.

El presidente derechista Luis Lacalle Pou es fiel representante del accionar político de la década del 90. Por más que se muestre moderno, avanzado, de buenos modales; no es más que la continuación del linaje político que dejó trunco su padre, Luis Lacalle Herrera, en su período de gobierno (1990-1995).

Luego de entregar el puerto por 60 años a una multinacional belga, de iniciar un proceso de privatización del agua, de conceder permisos a megaproyectos inmobiliarios para grandes capitales y subir los combustibles de manera frecuente; Lacalle y su gobierno le quitaron el monopolio de internet a la estatal Antel.

Pero no es sólo eso. El gobierno de Lacalle va dejando a su paso una alarmante entrega de soberanía: el agua, el petróleo, la tierra y la costanera están en subasta y no siempre al mejor postor. Un país en venta.

Ya dio el visto bueno al proyecto de la construcción de una isla artificial privada a pocos metros de la rambla costanera montevideana. También un consorcio de cuatro empresas pretende extraer y purificar agua, y privatizarla. Lacalle también firmó la adjudicación de la licencia por 40 años sin cánones y con limitada participación de la estatal Ancap en la futura explotación de petróleo, a la empresa Challenger Energy.

Una joya más y van…

Ahora, el gobierno autorizó a cinco cableoperadoras a vender el servicio de transmisión de datos por cable (internet). Se trata de una opción que, hasta ahora, solo tenía Antel, que había invertido para llevar la fibra a todo el país, por lo que implica la ruptura del monopolio estatal para que lucren empresas privadas de sus amigos y benefactores.

Las empresas beneficiadas fueron Nuevo Siglo (Riselco S.A.), Televisión Cable Color (TCC, Tractoral S.A.), Monte Cable (Monte Cablevideo S.A.), Praiamar y Korfield. Estas dos últimas son prestadoras de servicio en las ciudades de Colonia y Pando.

Las empresas de cable venían pidiendo prestar el servicio de internet desde el primer gobierno del centroizquierdista Frente Amplio (2005-2010). En 2014 se promulgó la Ley de Medios: en su artículo 56 prohíbe de manera expresa ofrecer el servicio. Tras esto, varias firmas presentaron recursos ante la Suprema Corte de Justicia (SCJ) para que se declarara inconstitucional la normativa.

Lo curioso de esto es que las empresas reclamantes son las únicas beneficiadas por la sentencia de la SCJ. Eso deja otra muestra más, que incluso dentro de los capitalistas, la competencia es feroz. Las pequeñas empresas de cableoperadores quedaron afuera de la jugada.

El presidente de la Cámara Uruguaya de Televisión para Abonados (CUTA), Washington Melo, dijo al diario oficialista El País que la noticia de que estas empresas quedaran habilitadas les generó, por un lado, “una alegría bárbara”. Pero, por el otro, una “desazón, porque la enorme mayoría de las compañías del interior” siguen a la espera “sin tener en claro cómo sigue el panorama”.

El País, al otro día de la resolución, salió expreso a defender al oficialismo. Otra curiosidad con escozor incluido, es la frase que eligió para brindar soluciones para su gobierno: “debe desaparecer el artículo 56 de la Ley de Medios”. ¿Justo ese verbo en un país que reclama permanentemente por los desaparecidos durante la dictadura cívico-militar de 1973 a 1985?

En caso de no derogarse el famoso artículo 56, el gobierno tiene dos alternativas. Una de las opciones es la “derogación total” de la Ley de Medio, lo que podría hacerse en la próxima Rendición de Cuentas. La otra opción es aprobar una ley que modifique solo el artículo 56.

¿Negocio para quién?

Antel negocia con los canales privados 4, 10 y 12 para poder transmitir sus señales en su señal de streaming Vera TV. Es decir, Antel va a pagarle a los canales privados para que ellos engrosen la lista de contenidos en la plataforma de la propia Antel, un verdadero sinsentido.

El investigador y consultor Gustavo Gómez informó que Antel pagaría nueve millones de dólares en tres años a los canales 4, 10 y 12. El costo es de un millón de dólares por año por cada señal, aunque después del primer año Antel puede rescindir los contratos. El Estado financia los negocios de las empresas privadas de comunicación hegemónicas.

Libertad y Mercado

Libertad y mercado son dos palabras que vienen sonando como tema de moda en emisoras de radio. Alto rodaje y repetición sin sentido. Eso es lo que aducen desde el oficialismo: libertad de los usuarios de optar por distintas empresas. Antel compitiendo en el mercado, según los tecnócratas oficialistas, la fortalecerá.

El director Nacional de Telecomunicaciones, Guzmán Acosta y Lara, dijo que la medida “no va a afectar a Antel de ninguna manera”. En tanto, la presidenta de la Unidad Reguladora de Servicios de Comunicaciones (Ursec), Mercedes Aramendía, defendió la postura del gobierno y afirmó que “había una demanda por parte de los cableoperadores de poder brindar también servicios de transmisión de datos e internet”.

La Intendenta de Montevideo y ex presidenta de Antel, la frenteamplista Carolina Cosse, dijo sobre habilitación a cables para ofrecer internet: “Es una medida antipatriótica. Estamos siendo espectadores del vaciamiento de Antel. La empresa ha invertido en la última década fuertemente en una infraestructura de primer mundo en telecomunicaciones”

Añadió que “Antel es la que sacó las castañas del fuego durante la pandemia. Es la que ha instalado la infraestructura para los trabajados del futuro. Es una medida de legalidad cuestionable. Es lamentable que se vuelva a una costumbre de dar a dedo como en 1992 a algunas empresas licencias en el ámbito de las telecomunicaciones”.

Por su parte, el director de Antel por el Frente Amplio, Daniel Larrosa, expresó que el decreto lo que hace es “privatizar el internet fijo” y perjudica a la telefónica estatal. “La iniciativa perjudica a Antel y rompe una política de Estado que posibilitó que Uruguay sea reconocido a nivel mundial por su conectividad en fibra óptica”.

Recordó que Antel ya superó los 850 millones de dólares de inversión en fibra óptica en la última década. Además, el 43 % de sus ingresos anuales (de 410 millones de dólares) dependen del internet fijo. “Esta política es de todos los uruguayos y trasciende las divisas partidarias ¿Por qué romperla?”, cuestionó el jerarca en Twitter.

Se adelantó la navidad

Cualquier lector semiatento puede advertir que este negocio sólo beneficia a los canales privados. No por desidia ni torpeza del oficialismo, sino por una devolución de favores por la anterior campaña electoral y por la siguiente de 2024. Todo bajo una pátina de modernidad y progreso.

Los neoliberales tienen esa dualidad: por un lado hablan de futuro, modernidad, progreso, avance. Por el otro, no paran de reproducir políticas y prácticas dignas de tres décadas atrás, en el mejor de los casos. Ghettos de ricos como feudos de la edad media, solo que ahora se llaman “countries” o “barrios privados”.

El neoliberal promete futuro y prosperidad pero con sus políticas genera todo lo contrario. Con el discurso de achicar el Estado a su expresión mínima; llevarlo solamente a funciones de gendarmería y justicia; proteger sus bienes y propiedades para que luego todo lo (des)regule el mercado. Su sueño húmedo.

De allí que miles de millones queden entrampados en la selva del sálvese quien pueda, mientras la desigualdad galopa en zona liberada. Las generaciones que vienen pelearán contra megaempresarios con tentáculos en todo el mundo por recursos naturales que tendrían que ser derechos humanos consagrados.

A esa realidad se llegará por los laderos locales del capital. En este caso y en este gobierno, por Luis Lacalle, heredero de la dinastía Lacalle-Herrera, la de la estancia, el campo y las grandes exportaciones en la historia del Uruguay. Y la represión, la corrupción, la venta de lo público, las relaciones carnales con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y Estados Unidos (perdón por la tautología).

Artículo publicado originalmente en Periferia

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

Uruguay posreferendo: Las elecciones pasan, el ajuste queda

Uruguay posreferendo: Las elecciones pasan, el ajuste queda

TIEMPO DE LECTURA: 5 min.

El referendo para derogar 135 artículos de la Ley de Urgente Consideración, es un mojón ya sorteado por la coalición derechista gobernante. Atrás quedó la campaña y con el 50% de los votos válidos triunfó el oficialismo luego de dos años de gobierno y pandemia mediante. Ahora muestra de cuerpo entero su espíritu de gobierno aunque todavía guarda cartas para la segunda mitad de su mandato.

A la oposición le faltó poco para alcanzar la hazaña con todo en contra y le demostró al Frente Amplio que debe tender puentes con otras organizaciones sociales y salir de su entrismo. Al oficialismo le dejó en claro que no le queda resto para seguir cometiendo yerros.

“Creo que lo bueno del resultado de esto es que a todos nos pone nerviosos”, dijo el senador de ultraderechista Cabildo Abierto Guido Manini Ríos. “Somos conscientes de que con cualquier error perdemos; porque esta diferencia en dos años no está más”, completó dirigiéndose a su asesor Alberto Volonté.

Electoralmente fue victoria del NO. Políticamente ni el SI se sintió derrotado ni el oficialismo celebró mucho esta instancia que podría haberlo dejado rengo en su accionar. El mapa electoral demuestra que la izquierda en general y el centroizquierdista Frente Amplio siguen siendo bastión en la capital y zona metropolitana, más algunas zonas del litoral oeste limítrofes con Argentina.

El resto del país se tiñó de celeste (por el color de la papeleta del NO). Dejando en claro la vieja dicotomía campo-ciudad. Se habló de polarización entre el SI y el NO, entre el Campo y la Ciudad, entre izquierda y derecha, entre gobierno y oposición. Sin embargo, los resultados posreferendo y sobre todo las acciones del gobierno, profundizan la grieta de dos Uruguay totalmente distintos y opuestos.

El voto joven

El apoyo al Sí en el referéndum del 27 de marzo fue directamente proporcional a la juventud, y con el No se dio la inversa, según un análisis de la Usina de Percepción Ciudadana.

En el tramo de menores de 30 años, la opción por dejar sin efecto los 135 artículos impugnados de la Ley de Urgente Consideración tuvo 59%. Entre quienes tienen de 31 a 35, logró 55%; en el tramo de 46 a 60, 45%, y en el de mayores de 60, 34%. Las encuestadoras no indagaron, después de la consulta popular, los motivos principales para cada opción,.

Una realizada dos meses antes mostró que entre los partidarios del No predominaba el apoyo a las normas sobre seguridad, y entre quienes apoyaban el Sí, el rechazo a la orientación política general de los 135 artículos, reivindicada por el oficialismo. Por lo tanto, es razonable suponer que entre los más jóvenes fue mayor el descontento con el gobierno nacional y menor la conformidad con los cambios en la política policial.

La inflación pega fuerte

La aceleración de la inflación registrada en los últimos meses no estaba en los planes de nadie cuando se negociaron los acuerdos salariales de la mayoría de los trabajadores del sector privado en la segunda mitad de 2021, aun cuando, primero desde los sindicatos, y luego desde las empresas, se pusieron en duda las metas oficiales, lo que se reflejó en muchos convenios por fuera de los lineamientos dados por el Poder Ejecutivo.

El ministro de Ganadería Fernando Mattos, aseguró que el agro va a “derramar millones en la economía” y sostuvo que Uruguay “no puede escapar a un proceso inflacionario global”. La inflación pega fuerte en la gente común. El derrame que hasta el momento se observa es el del ajuste.

El 18,6% de los niños uruguayos de entre 0 a 6 años se encuentra en la pobreza. La riqueza creció 4,4% pero la pobreza solo mejoró 1%. La suba de precios se aceleró en marzo y la inflación anualizada llegó a 9,38%, mayor nivel desde final de 2020. El 59% de la población considera insuficientes las medidas del gobierno para contener los precios. Cifras que dan pinceladas del descalabro social que se aproxima.

Entre ollas populares, datos de pobreza manipulados y un abajo que se recrudece, Uruguay asiste hoy a que dos uruguayos ingresaron a la lista Forbes de los nuevos bIllonarios. Si, billonarios con B larga. Dos «malla oro» como diría el presidente Luis Lacalle, mientras tira su pelo para atrás.

Sergio Fogel y Andrés Bzurovski son propietarios de la empresa DLocal que recientemente fue valuada en más de 1.000 millones de dólares. Ambos comparten el puesto 1.929 de la tabla de 2.668 multimillonarios, con un patrimonio estimado de US$ 1,5 mil millones cada uno.

El PBI de Uruguay ronda los 59.500 millones dólares. Estos dos señores detentan cada un 2.5% del PBI. Si los juntamos, casi superan el presupuesto nacional de educación.

Todos los días se puede apreciar como hay más personas durmiendo en las calles, más gente mendigando y más gurises (niños) que en vez de estudiar están “haciendo el peso”.

Mientras, siguen las ollas populares que resurgieron con la pandemia, sigue habiendo lugares donde el progresismo nunca penetró ni pisó y este gobierno de la coalición multicolor derechista se encargó de terminar de olvidar. Hay dos Uruguay que no se ven, no se tocan, no se escuchan y ni siquiera se conocen.

Los ni-ni

 Hay una porción de uruguayos y uruguayos, casi 400 mil, que el referendo no los convocó. Tamaña cantidad para un país que no llega los dos millones y medio de ciudadanos-votantes. Un dato al que pocos le están prestando atención.

Los analistas prenden las luces rojas: Cuidado con ese caldo cultivo de antipolítica y del “son todos iguales”: ya todos saben quiénes han resumido ese descontento en Uruguay, en la región y el mundo.

Más aún, sabiendo que las intenciones de la derecha es presentar como candidatos a las próximas elecciones presidenciales a Pedro Bordaberry, hijo del dictador Juan María Bordaberry; Guido Manini Ríos, líder del ultraderechista Cabildo Abierto y un o una neoherrerista-neoliberal desde el Partido Nacional, el partido de Lacalle.

Artículo publicado originalmente en Periferia

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

El país de las maravillas de Lacalle Pou

El país de las maravillas de Lacalle Pou

TIEMPO DE LECTURA: 5 min.

Desde el inicio del gobierno derechista de Luis Lacalle Pou se logró con eficacia instalar una épica de la resolución de la pandemia, un esfuerzo denodado del gobierno por el ahorro en las cuentas públicas y -un día sí y otro también- encuestas de aprobación que le dan números fantásticos al presidente.

Como decía la canción infantil de Horacio Buscaglia y Gonzalo Moreira “El país de las maravillas”: “Te rodearán las brujas del desencanto/ Que con su voz pueden transformarte en piedra / Y encontrarás detrás de los escritorios/ Gigantes lobos feroces/ Queriéndote devorar.”

Uruguay: Cae la imagen de Lacalle Pou pero se mantiene alta
Uruguay: Cae la imagen de Lacalle Pou pero se mantiene alta

Los números no mienten. Mienten los que hacen los números. La maquinaria propagandística de la coalición gobernante intenta instalar el relato de un Uruguay golpeado por la pandemia que se sobrepuso gracias a ellos mismos y que ahora se están viendo los “brotes verdes”, al mejor estilo de la propaganda macrista, durante el anterior gobierno argentino.

La última encuesta muestra que Lacalle Pou tiene una aprobación del 50%, según la encuestadora Equipos Consultores. Suma un rechazo de 25% y el restante 25% que no aprueba ni desaprueba. Estos números, a casi dos años de la asunción de Lacalle, dan cuenta de que es el presidente con mayor aprobación desde el retorno de la democracia, obviamente según las encuestadoras.

El lado B de estos números es que Lacalle Pou inició su gestión con un 65% de aprobación y en dos años ya perdió 15 puntos de imagen, siempre según las encuestas que maneja el gobierno.

El presidente recibe sus mayores apoyos entre las personas de Nivel Socio-Económico alto y medio alto (60% de aprobación y 22% de desaprobación), y sus registros menos favorables son entre las personas de sectores bajos, entre quienes el balance sobre su gestión es equilibrado (42% aprueba y 37% desaprueba), describe el informe de Equipos Consultores.

El Uruguay de Lacalle Pou ya derrama ajuste, pobreza y represión |  ContraInfo.Com
El Uruguay de Lacalle Pou ya derrama ajuste, pobreza y represión | ContraInfo.Com

Esta semana la ministra de Economía y Finanzas, Azucena Arbeleche, presentó el informe denominado «Situación y perspectivas macroeconómicas del Uruguay», donde hace referencia sobre los indicadores que expresan la recuperación económica basada en el plan de vacunación y en el apoyo que brindó el gobierno en pandemia, así como de la creación de mayor empleo y la reducción de 50 mil pobres.

Desde que Lacalle es presidente la nafta (gasolina) aumentó 15,5%, el gasoil 14,5% y los salarios 6,9%; esto sí que es un tarifazo, dijo Danilo Astori exvicepresidente y Ministro de Economía del Frente Amplio.

En 2021 se reinstaló el «impuesto covid» –de forma transitoria, aplicado a salarios de funcionarios públicos a partir de 100 mil pesos (unos 20 mil dólares)-, hubo un aumento del IVA en las compras con pagos electrónicos, afectando al medio de pago más importante del país (en referencia a la tarjeta de débito).

Niños con hambre y falta de cobertura de salud en el oeste de Montevideo -  Caras y Caretas Sociedad
Niños con hambre y falta de cobertura de salud en el oeste de Montevideo – Caras y Caretas Sociedad

Asimismo, la forma de calcular el Impuesto a la Renta Personal generó un incremento de la carga fiscal efectiva ya que se cambiaron las bases con las que se calcula su liquidación.

En dicho informe, el gobierno festejó y publicó el único dato que le convenía: señaló que la pobreza en los niños de 6 años es de 0,9 puntos. Antes hay que desglosar los datos, hay que presenta errores metodológicos llamativos, ya que compara el informe anual de pobreza 2019 con un informe semestral de 2021. Agregado a esto, los niños de edad escolar aumentaron 2% y, si se confrontan los datos de adolescentes entre 13 a 17 años, el incremento es mayor: 3,6%.

El periodista Ricardo Leiva señaló en radio Del Sol que “la pobreza de los menores de 18 años creció y de forma significativa entre 2019 y el primer semestre de 2021. No hay margen para festejo alguno con estos datos sobre la mesa”.

“En la comparación 2019 contra el primer semestre de 2021 la pobreza infantil no cayó, aumentó, en porcentaje y en números absolutos. Elegir ver solamente la única franja etaria donde bajó (0,9) no cambia los hechos, pero sí invisibiliza el aumento de la pobreza en escolares y liceales”, reforzó Leiva.

En el paìs de las maravillas de Lacalle Pou el salario real cayó por segundo año consecutivo y a pesar de los guarismos que lo presentan como un líder presidencial carismático que surfea, se saca selfies, le hace chistes a los periodistas e imposta un tono campechano, diametralmente opuesto a su cuna oligárquica, se le colaron 800.000 firmas (en un país de tres millones d habitantes) para derogar su ley insignia, la Ley de Urgente Consideración (LUC).

El estudio realizado por Nómade Comunidad Consultora ubica la intención de voto en febrero con una ventaja del Si de cara al referéndum del domingo 27 de marzo contra 135 artículos de la Ley de Urgente Consideración (LUC). Una encuesta realizada entre el 4 y el 11 de febrero, ubicó a la papeleta rosada del Si con un 47,1% de intención de voto y a la celeste del No con un 42,6%. Además, un 10,3% está indeciso o prefirió no responder.

El país de las maravillas para los trabajadores está lejos de ser concretado y quedan tres años más de gobierno neoliberal. Veremos en dos semanas al presidente relatar ante la Asamblea General un país de las maravillas para los grandes terratenientes, especuladores, “malla oro” y empresarios.

Mientras tanto, por debajo de la sociedad: “Aquel país de las maravillas/ Tendrás que hacerlo de realidad/ Verás que no aparecen las hadas/ Ni genios que arreglen todo/ Ni Batman ni Superman.”

Artículo publicado originalmente en estrategia.la

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

Uruguay, una democracia sostenida en la impunidad

Uruguay, una democracia sostenida en la impunidad

TIEMPO DE LECTURA: 7 min.

El coronel Juan Carlos Gómez, que estuvo preso tres años por las torturas y asesinato del militante tupamaro Roberto Gomensoro, en marzo de 1973, falleció este martes, en momentos en que desde la derecha se trata de reflotar e imponer en el imaginario colectivo la llamada teoría de los dos demonios, que en definitiva es el verdadero demonio.

Gomez fue procesado en el año 2010, junto con José Nino Gavazzo como autor y coautor del delito de homicidio muy especialmente agravado de Gomensoro. No obstante, con fecha 24/12/2013 se dispuso el sobreseimiento y la clausura del proceso respecto de los dos imputados, acogiendo de ese modo la solicitud realizada por el Fiscal Letrado Departamental.

Gomensoro fue secuestrado el 12 de marzo de 1973 en su casa del barrio montevideano de Malvín, trasladado al Batallón de Artillería Nº 1 donde fue torturado hasta la muerte, y su cuerpo apareció seis días después en el lago de la represa de Rincón del Bonete, en el Río Negro, a pocos kilómetros de Paso de los Toros. Estaba desnudo, atado de pies y manos, y recubierto con una malla, sujetada con tres piedras.

En 2009, un exmilitante del Movimiento de Liberación Nacional (MLN) brindó su testimonio y la Justicia lo consideró: declaró haber visto a Gomensoro en el Batallón de Ingenieros Nº 3 de Paso de los Toros, donde Gómez era enlace de inteligencia, recuerda La Diaria. «A ese chiquilín le hacían preguntas, lo castigaban, Gavazzo era el peor y estaba ese capitán Juan Carlos Gómez, era terrible, era muy violento… Este muchacho le contestó de malos modos y lo castraron, el que lo castró fue  Gómez y yo lo miré muy feo; cuando él se dio vuelta y vio que yo lo estaba mirando me dio un hachazo con la bayoneta que lo había castrado y me cortó la rótula», denunció

Gomensoro Josman, Roberto Julio (24 años) – Encontrarte con Ellos

En agosto de 2010, la jueza penal de Paso de los Toros, Lilián Elhorriburu, lo procesó con prisión junto a Gavazzo por homicidio especialmente agravado. Eso generó cuestionamientos como los del entonces ministro de Defensa, Eleuterio Fernández Huidobro, que afirmaba su convencimiento de que Gómez no era el responsable de la muerte de Gomensoro.

En las actas de los Tribunales de Honor Militar en 2009 consta que Gavazzo reconoció haber trasladado el cuerpo de Gomensoro a Tacuarembó e intentar hundirlo en el río Negro, pero su versión no la ratificó ante la Justicia, para cubrir a sus subalternos del batallón. El fiscal especializado en Crímenes de Lesa Humanidad, Ricardo Perciballe, solicitó la reapertura de la causa, pero aún aguarda el pronunciamiento de la Justicia.

Gomez murió en su casa, impune como tantos otros represores y torturadores que con este tipo de hechos demuestran día a día la democracia a medias en la que vivimos, por más que agentes de comunicación del norte digan que vivimos en una democracia plena. Mientras esta democracia siga sostenida sobre los cimientos de la impunidad, cualquier dicho o acción que se lleve adelante estará cargada de contradicciones mayúsculas.

Por si faltaba algo para abonar a este Uruguay de la impunidad, el presidente Luis Lacalle Pou recibió este martes a la organización que se denomina Familiares de Prisioneros Políticos, compuesta por allegados y familiares a los procesados y condenados por crímenes de lesa humanidad cometidos en la dictadura, recluidos en la cárcel Domingo Arena.

Lacalle Pou recibió a familiares de procesados y condenados por crímenes de la dictadura | la diaria | Uruguay

En realidad, las personas que se reunieron con el presidente son parientes de militares y policías que están detenidos porque en un juicio que tuvo todas las garantías de nuestro sistema se los condenó por haber cometido tortura y asesinato. No hubo consideraciones ideológicas o partidarias en sus procesos, por lo que es equivocado llamarlos presos políticos. Los familiares que se reunieron con el presidente, y algunos otros, están interesados en quebrar la relación del pueblo uruguayo con la historia.

El encuentro suscita una pregunta inmediata a partir de la denominación del colectivo: ¿hasta qué punto aceptar recibirlo implica aceptar la situación que enuncia el nombre elegido? Es decir, ¿la presidencia de la República entiende que hay presos políticos en Uruguay?, se pregunta Ladiaria. Lacalle se había reunido en  noviembre con  voceros del llamado Foro de Montevideo, que sostiene los mismos reclamos, basados también en la descalificación de la actuación de la justicia.

Esta escalada de los represores de la dictadura llega acompañada por una campaña de desinformación sobre la naturaleza de los  enfrentamientos ocurridos en Uruguay cuando se cometieron las graves violaciones a los derechos humanos, por lo cual están recluídos en el penal Domingo Arena.

.Según dijo uno de los integrantes de los Familiares de Prisioneros Políticos a la prensa, en la reunión el mandatario no dio su parecer personal sobre los reclamos del grupo ni se comprometió a dar respuestas, pero sí coincidió “en la necesidad de contar la historia completa” y en que “no se puede mirar parcialmente el pasado reciente”.

Lacalle Pou recibió a familiares de presos por delitos cometidos durante la dictadura – Información – 10/02/2022 – EL PAÍS Uruguay

Diego Flores, yerno de Ariel Ubillos –procesado por el asesinato del estudiante Hugo Leonardo de los Santos, ocurrido en setiembre de 1973–, sostuvo que el objetivo de la reunión fue presentarle el “eje principal” de su “denuncia”, que es lo que consideran “una situación arbitraria en el procesamiento” de sus familiares.

Flores destacó la receptividad del presidente en la reunión: “Ayer nos atendió el Estado, nos atendió la República, la democracia que encarna el presidente de la República. Nos escuchó atentamente, se mostró comprensivo, entendió”, dijo.

En el encuentro también le informaron a Lacalle que denunciarán al Estado uruguayo ante Naciones Unidas “y preparando una batería de denuncias contra el Estado a nivel local”.

A su vez, este encuentro se enmarca en una ronda de audiencias que la organización inició en noviembre con el fiscal de Corte, el ministro de Defensa Nacional, la Suprema Corte de Justicia –que no los ha recibido– y con la Comisión de Constitución y Legislación del Senado.

Recordemos que todavía está en ciernes un proyecto presentado por el partido de extrema derecha Cabildo Abierto, también conocida como “Ley Manini” que pretende otorgarle prisión domiciliaria a los presos de más de 65 años de edad y que comprende a los de Domingo Arena, condenados por delitos de lesa humanidad.

Consultado sobre el encuentro, el integrante de la Comisión de Derechos Humanos del PIT-CNT, Raúl Olivera, dijo al recibirlos “de alguna manera el presidente está avalando que el Estado uruguayo tiene presos políticos”, lo que calificó como un hecho “grave” que “va de la mano de los dichos de [los senadores de derecha] Bianchi y Manini”.

Mientras tanto, Elena Zaffaroni, integrante de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos, criticó la forma de autodenominarse del grupo: “Que todos los denominen presos políticos porque la asociación se llama así es una vergüenza, porque no son presos políticos, no están ahí por sus ideas, están por sus acciones, están por sus delitos, los más aberrantes delitos que se conocen”.

“Sería bueno una señal del presidente que aclare esto: la Justicia es la Justicia, punto. Estamos en un régimen democrático. Tiene fallas, lo que quieras, pero la Justicia les dio todas las garantías”, agregó Zaffaroni.

En Uruguay primó la teoría de los dos demonios

Prisión domiciliaria para represores, organizaciones de familiares de represores acusando que en Uruguay hay presos políticos cuando fueron sus propios familiares los que torturaron, secuestraron, violaron, asesinaron y cometieron demás vejaciones a compatriotas por pensar distinto.

La teoría de los dos demonios, la que dice que hubo una guerra entre el Ejército y la guerrilla tupamara, donde el pueblo quedó en el medio, olvida que no solo se combatió a los tupamaros, sino a sindicalistas, estudiantes, obreros, gremialistas y cualquiera que se opusiera al proyecto económico que debía implementarse a sangre y fuego, en nuestro país y en todo el Cono Sur.

La teoría de los dos demonios es miope, hemipléjica de análisis de la realidad y cínica. Hoy se encuentran en el gobierno los que siempre pidieron dar vuelta la página, no mirar atrás, perdonar, olvidar y no tener ojos en la nuca con respecto a temas de terrorismo de Estado. Pero se reúnen y gobiernan en conjunto con apologistas de las botas y los crímenes de lesa humanidad.

Si no los despeina el viento, los va a despeinar la historia, decía Mario Benedetti.

Artículo publicado originalmente en Periferia

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio…se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

Uruguay, entre el negacionismo, el relato de Lacalle y la realidad de la gente

Uruguay, entre el negacionismo, el relato de Lacalle y la realidad de la gente

TIEMPO DE LECTURA: 6 min.

Día a día la tensión social leuda, silenciosa y moderadamente. A la uruguaya. Las protestas y reclamos se pueden encontrar prácticamente en cualquier sector social, que entre la pandemia y la desidia del gobierno, se han visto afectados enormemente en este último bienio.

El gobierno se esmera en mostrar un país próspero al exterior y a la interna va desguazando cualquier atisbo de justicia social. El centroizquierdista Frente Amplio como oposición se encamina hacia la elección de su presidente o presidenta este 5 de diciembre y allí definirá su rumbo.

Por qué decimos NO A LA LUC ?* – Trama al Sur

Los números no mienten, mienten quienes hacen los números

Restan días nada más para que la Corte Electoral confirme lo que es vox populi: habrá referendo contra la Ley de Urgente Consideración (LUC), el buque insignia del  gobierno liderado por el derechista Luis Lacalle Pou.

Faltan 53.663 firmas para alcanzar las 671.544 que se necesitan para el referendo. Se validaron 617.881 papeletas hasta el momento (23.002% del padrón). El rechazo es de 53.795 (8.000%). Sin dudas habrá referendo. La semana pasada el propio gobierno dictó un curso para periodistas sobre cómo abordar la LUC en las noticias en la mismísima Torre Ejecutiva, sede de la oficina del Presidente. Imagine sí sucedía en Venezuela.

El gobierno se entrometió en las elecciones del Sindicato Médico, en las del Colegio Médico, en las universitarias, las de la Administración Nacional de la Educación Pública y en las del Banco de Previsión Social. A pesar de contar con el aparato burocrático y propagandístico del Estado, de tener legisladores y ministros violando la veda electoral en más de una ocasión, recibió duros reveses en los últimos meses.

A cada acto que concurre el presidente Luis Lacalle Pou, ya sea protocolar o de inauguración (de obras que dejó el Frente Amplio a punto de terminar) lo transforma en un mitin electoral para defender la LUC. De igual manera la población reacciona boicoteando y protestando en dichos actos y dejando en claro sus reclamos, ya sea a través de plataformas reivindicativas por gremios y sindicatos o ciudadanos de a pie que expresan su disconformidad con el gobierno.

Eso ayuda mucho”: expectativa en el partido de Lacalle Pou por la derrota del kirchnerismo – LA NACION

Lacalle Pou los recibe amablemente, los escucha, agenda reuniones, guarda las cartas con reclamos y se muestra afable ante las cámara. Pero la realidad es que aunque se saque muchas selfies y la televisión lo muestre como un vecino más del barrio que visita “espontáneamente” ciudadanos (a lo Macri), esos reclamos quedan guardados en algún cajón que nunca se abre ni revisa. Eso sí, los reclamos y deseos de las cámaras empresariales así como de la Federación Rural se vienen cumpliendo a su piacere.

Debido a las finales de las copas Sudamericana y Libertadores –de fútbol profesional- en Montevideo, Lacalle Pou también tuvo tiempo de posar ante las cámaras, dominar la pelota en el Estadio Centenario, sacarse selfies con ex mundialistas de Argentina y Uruguay y con el campeón mundial de surf, su deporte predilecto.

Pero por otro lado no se ha visto una sola foto del primer mandatario en una olla popular. Mientras declara que el rumbo de la educación “ha cambiado” y que “antes era mala”, por otro lado cierra 150 cursos de educación secundaria, además de la caza de brujas constante de docentes no afines al gobierno.

Así con estos llamativos de realidad y relato es que cada quince días, casi que de manera religiosa, aparecen encuestas de la empresa Cifra que le dan una aprobación al presidente que no baja del 58%. Al menos resulta extraño cuando ya pasó lo que analistas llaman “la luna de miel”. Sin embargo, la falta de correspondencia con la realidad de parte del discurso del gobierno se aprecia claramente en las áreas de la seguridad pública y la educación, señalan analistas.

Gestión económica del gobierno tiene una aprobación de 37% y un rechazo de 28%, según encuesta – 970 Universal

Pero la gestión económica del gobierno tiene una aprobación de 37% y un rechazo de 28%, según Opción Consultores, consultora que señaló que el avance de los indicadores económicos y la evaluación de la gestión podrían tener “consecuencias relevantes” en el referéndum contra la LUC

Reinventando la historia

Rosario Pérez, secretaria de Derechos Humanos de Presidencia, insistió con el relato estrafalario sobre los motivos del golpe de Estado de 1973, repitiendo la tesis de la ultraderecha que  señala a los grupos armados de izquierda como causantes de la dictadura. Y también acusó al movimiento sindical, claro protagonista de la resistencia y de la recuperación de la democracia.

Obviamente, los hechos del pasado no cambian, pero su evocación varía mucho cuando hay interpretaciones interesadas para justificar acciones del presente. “Esto afecta la formación ciudadana y, por lo tanto, también la calidad de la convivencia y las decisiones en democracia”, señala el director de La diaria, Marcelo Pereira.

Familiares de desaparecidos acusan de “inoperante” a la justicia uruguaya – 30/08/2016 – EL PAÍS Uruguay

El de Pérez es un relato donde no hay guerra fría, ni partidos, ni intereses económicos o políticos, ni militares formados en Estados Unidos para torturar, ni escuadrones de la muerte dentro del Plan Cóndor regional.

Es una estrategia de confrontación, donde las disputas se agudizan, aprovechando que quizá el tiempo transcurrido haya debilitado las memorias y que hay mucha gente que no vivió lo sucedido hace casi cinco décadas, lo que facilita a la derecha en el gobierno a irrumpir con narrativas que niegan incluso los datos más evidentes.

Es frecuente que quienes impulsan proyectos derechistas difamen al sindicalismo. En la transición democrática más de uno quiso convencer a la población uruguaya de que los paros y las huelgas eran prácticamente lo mismo que la violencia guerrillera, y de que creaban graves riesgos de otro golpe de Estado. Pero nadie tuvo, por lo menos, el descaro de encomendarle la triste tarea de agitar cucos a una Secretaría de Derechos Humanos.

El Frente Amplio y sus elecciones

El Frente Amplio como oposición por primera vez luego de haber ganado tres veces consecutivas las elecciones, elegirá entre tres candidatos su nuevo presidente o presidenta. Estamos hablando de Gonzalo Civila (Secretario General del Partido Socialista), Ivonne Passada (parlamentaria) y Fernando Pereira (ex Secretario General de la central de trabajadores PIT-CNT).

Uruguay: titular de la central de trabajadores buscará presidir el Frente Amplio

Todo apunta a que Fernando Pereira obtendrá la presidencia con el apoyo de los dos sectores con más caudal de votos, el Partido Comunista y el Movimiento de Participación Popular de José “Pepe” Mujica. Allí se configurará la estrategia para derrotar al gobierno en el referendo y el rol del Frente Amplio como oposición en lo que resta de período.

Mientras tanto, los peajes y el precio del transporte aumentan nuevamente. Los cien mil  nuevos pobres siguen en su condición. El salario real en octubre cayó un 2% pero las exportaciones siguen a ritmo récord. Todo esto es una constante que mes a mes y semana a semana se repite.

Artículo publicado originalmente en Periferia

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

Uruguay: Liberen a los represores

Uruguay: Liberen a los represores

TIEMPO DE LECTURA: 6 min.

El presidente Luis Lacalle Pou se reunió con Rosa Maria Paya, opositora cubana que integra la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia. “Gracias Luis Lacalle Pou por la claridad y valentía que defiende la democracia en todas partes. Hoy, en nuestra reunión hablamos sobre la solidaridad efectiva que pasan por exigir la libertad de los presos políticos y apoyar al pueblo cubano en su lucha pacífica por la democracia”, escribió posteriormente la militante.

Payá compartió una foto con Lacalle Pou y destacó su discurso en la Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac).

El encuentro de Payá con Lacalle Pou coincide en la misma semana en la que partieron del país los técnicos de prótesis cubanos, porque el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) no renovó el convenio alegando incumplimiento de Cuba en la cantidad de técnicos trabajando, lo que es un flagrante mentira y el ministro Martín Lema no ha podido sostener dicho relato.

Rosa María Payá se reúne con el presidente de Uruguay

Si de reuniones hablamos, el semanario Búsqueda solicitó a la Presidencia el listado de reuniones que Lacalle ha tenido en Casa de Gobierno, ya que son de carácter público debido a la ley de acceso a la información pública. Presidencia se negó. Así que si reunirse con opositores cubanos para torpedear la revolución cubana es pública, imaginen lo que hay debajo de la punta del iceberg.

Siguiendo el tópico reuniones, el presidente aceptó una reunión para el 8 de noviembre con el Foro de Montevideo, una especie de grupo de protesta de “intelectuales” de derechas que ven amenazada la democracia por el marxismo cultural, la ideología de género y la “inminente amenaza comunista”, en un tono de guerra fría.

Noticias de Foro de Montevideo | la diaria | Uruguay

La comitiva que se reunirá con el primer mandatario será encabezada por la escritora Mercedes Vigil y en una carta donde han juntado la magra cifra de dos mil firmas, donde se encuentran represores, torturadores, homicidas, femicidas y violadores que han cometidos delitos de lesa humanidad durante la última dictadura. “Sacando la pata de la coyuntura, no vengo a defender  a nadie que haya violado DDHH” dijo –sin sonrojarse- la escritora Vigil.

En Domingo Arena se encuentran, entre otros, Eduardo Ferro, secuestrador y homicida; Jorge Gundelzoph, ex comunista que traicionó a sus compañeros y terminó torturando incluso, para terminar como un señor de negocios muy afincado con la Secta Moon. Asimismo, Miguel Sofía, preso por homicidio, asociación para delinquir como integrante del Escuadrón de la Muerte.

El viernes último, un día después de que el coronel retirado Armando Méndez (preso en Domingo Arena) fuera procesado por el asesinato de Gerardo Alter en agosto de 1973, se conoció la decisión del ministro de Defensa Javier García, de clasificar como reservados por 15 años todos los testimonios que haya brindado ante el tribunal sobre su actuación mientras se desempeñaba como militar, según informó Montevideo portal.

Mendez fue director de aduanas en el gobierno de Lacalle Herrera, padre del actual presidente.

La decisión fue tomada a raíz de un pedido de acceso a la información pública presentado por la Asociación de Madres y Familiares de Uruguayos Detenidos Desaparecidos. En el escrito se señala que el gobierno está habilitado “a clasificar información como reservada en el momento en que se reciba una solicitud de acceso a la misma, disponiendo asimismo que el plazo de reserva comenzará a computarse a partir de que la información pudo ser clasificada”.

La carta finaliza diciendo: “En Domingo Arena hay encerrados algo más que un montón de viejos soldados, allí estamos presos todos, está presa nuestra Democracia, detrás de las rejas del pasado, está preso el futuro. Libérelos y libérenos Sr. Presidente, y cierre de una vez la fractura, se lo pedimos con humildad, pero también con un poderoso sentido de Justicia, Es Ahora.” Como dato de color, el “Es ahora” fue uno de los eslogans de la campaña 2019 de Lacalle Pou.

A 46 años del golpe de Estado en Uruguay, “se debe recomponer la unidad nacional antidictatorial” – 27.06.2019, Sputnik Mundo

Esta iniciativa ciudadana (?) es la movida mediática que precisa el verdadero proyecto nuclear que presentó la formación de ultraderechas Cabildo Abierto, que tiene como objetivo otorgar prisión domiciliaria a los presos de Domingo Arena. Cabildo Abierto esgrime la pandemia de Covid-19 como excusa para darle prisión domiciliaria a mayores de 65 años.

La medida no aplicaría para casos de violación y homicidio agravado así como tampoco para delitos de lesa humanidad luego de 2006. Una verdadera infamia. En Uruguay hay unos 100 mayores de 65 años en cárceles. La gran mayoría se encuentran en Domingo Arena y prácticamente quedaría vacía de promulgarse dicho proyecto.

En las últimas horas se alzaron voces críticas tanto en el Partido Nacional como en el Colorado, ambos integrantes de la coalición del gobierno. En este último -sobre todo del sector Batllistas- sienten que se trata de un proyecto que lleva “el nombre y apellido” de Cabildo Abierto, cuando las propuestas deberían ser presentadas y trabajadas por la coalición en su conjunto, señalaron al diario El País fuentes de esa colectividad.

El Frente Amplio ya declaró que no acompañará un proyecto que, al decir del senador Charles Carrera, está dirigido a favorecer a “los represores (de la dictadura) que están pagando su pena en la cárcel de Domingo Arena”.

Mientras por un lado el gobierno pretende extender la edad jubilatoria por encima de los 65 años alegando que el mundo ha avanzado y que los 65 de ahora son distintos a los 65 de antes, por el otro pretende liberar a represores a su casa. Paralelamente, las cárceles comunes atestadas y hacinadas de jóvenes, pobres, analfabetos y adictos.

Mientras arrestaron a una exsecretaria de campo de concentración nazi de 96 años que huyó antes de su juicio en Alemania, acá, en Uruguay, el presidente va a recibir a un grupo que pide la liberación de los militares asesinos que cometieron crímenes de lesa humanidad… por cuestión de edad.

Artículo publicado originalmente en Perideria

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

Estado uruguayo: Ausente para los desposeídos, presente para la oligarquía

Estado uruguayo: Ausente para los desposeídos, presente para la oligarquía

TIEMPO DE LECTURA: 6 min.

La Corte Electoral, hasta el momento, validó 416.362 firmas contra la LUC. El porcentaje de rechazo no alcanza el 10%. La recolección de firmas arañó las 800.000 y para activar el referéndum se precisan 650.000. Entonces estamos en condiciones de afirmar que el año próximo habrá referéndum.

Hay “cerca” de 350.000 firmas contra la LUC; Comisión hará “campaña  intensa” el 1º de mayo

La cantidad de firmas recolectada, y que seguían llegando desde el exterior y distintos puntos del país posfecha final, dejaba un margen más que considerable para aventurar que el referéndum ya estaba encaminado. Pero siempre la confirmación oficial despeja cualquier duda, y la tendencia no permite otra conclusión.

Además de los números, también están los hechos. El oficialismo ya empezó a hacer campaña en defensa de la LUC. Desde el propio presidente que lo ha hecho en cuánta entrevista ha podido como en la última que le hicieran en el American Forum Business en Punta del Este. Legisladores, ministros y toda la plana dirigencial de los partidos gobernantes están en campaña.

Analia-Pineyrua - Colonia Noticias

Incluso la propia Ministra de la Corte Electoral, Ana Lía Piñeyrúa, del Partido Nacional, calificó a la campaña contra la LUC de “mentirosa”. Por su investidura está vetada por constitución de manifestarse políticamente con carácter electoral. Piñeyrúa señaló que quienes impulsan la anulación de 135 artículos de la LUC son canallas que tratan de engañar a la ciudadanía.

Los primeros en recorrer el país fueron los senadores y líderes del partido de ultraderechas Cabildo Abierto, Guido Manini Ríos y Guillermo Domenech. Ni lerdos ni perezosos y con poca difusión en las redes, empezaron una recorrida por varios departamentos del interior de Uruguay. Tarea que es pro LUC pero también muy redituable en cuanto al deseo de esta fuerza política de posicionar a su líder, el general Guido Manini Ríos, como presidenciable de cara a 2024.

Lacalle vs Lacalle: Dos presidentes, un modelo | SurySur

Los escenarios posibles son dos: que gane o que pierda el oficialismo. La diferencia de votos también será otro factor importante, como por ejemplo sucedió en el plebiscito de 1992 que perdiera el entonces mandatario, Lacalle Herrera, padre del actual presidente, por 72 a 28 por ciento.

En caso de ganar, Lacalle Pou y su gobierno obtendrán un espaldarazo importante, que más allá de las razones del voto, el oficialismo lo va a traducir como un cheque en blanco para el ajuste y el saqueo. En caso de perder, el oficialismo se topará con un dique popular que pondrá en pausa las pretensiones totales de la oligarquía nacional encarnada en el gobierno en su proyecto de transferencia de recursos de abajo hacia arriba.

La cuestión es que la derecha en todas sus expresiones nunca descansa y las fuerzas populares, en caso de vencer y en medio del festejo, deben de mirar por el rabillo del ojo cuál será la próxima medida del gobierno para revertir su imagen. Pero según el semanario Búsqueda, más allá de los frentramplistas, 20% de los votantes del Partido Colorado, 10% del Partido Nacional y 7% de  Cabildo Abierto votarán contra la LUC.

Trabas para el proyecto herrerista - Brecha

Una posible victoria del campo popular no es una victoria definitiva ni significa una caída del gobierno. No será un Rubicón ni mucho menos. La correlación de fuerzas cambiará y más bien será un paliativo de un programa de ajuste casi que inexorable. El referéndum será recién a dos años de la campaña electoral de 2024 y mucha agua pasará por esos ríos hasta entonces.

Ante este panorama, el oficialismo y sobre todo desde la Torre Ejecutiva, la oficina presidencial, se nutre de apoyos de cámaras empresariales, la Federación Rural y demás poderes fácticos.

Están apostando a llevar adelante la mayor cantidad de reformas posibles antes del referéndum. Por ejemplo, una reforma de la seguridad social, donde los borradores ya adelantan aumento de los aportes, de la edad jubilatoria y de reducción de lo que percibirán jubilados y pensionistas.

Rindiendo cuentas al capital

Esta semana se está votando en el Parlamento la rendición de cuentas del gobierno. La senadora oficialista Carmen Asiaín fue la encargada de presentar el informe ante el Senado, donde resaltó el accionar durante la pandemia, las medidas tomadas y el “exitoso proceso de vacunación». Declaró que «no hubo un ajuste fiscal» sino que hubo un «afloje fiscal» y un «cumplimiento de las metas fiscales por primera vez». «Hubo eficiencia y conducta, no ahorro”, dijo.

El senador Oscar Andrade, del centroizquierdista Frente Amplio, fue quien tomó la palabra de parte de la oposición y argumentó por qué su fuerza política votará en contra de la Rendición de Cuentas.

«Tenemos una diferencia en el punto de partida. Se ha intentado construir una narrativa para el debate no así cuando se presenta a Uruguay en el mundo. Una narrativa como que se desperdició los 15 años anteriores y está difícil», planteó. Andrade dijo que se está «enfrentando una política económica que profundiza la desigualdad económica» y criticó que «la política salarial del actual gobierno, es la de la rebaja»

Paralelamente Lacalle Pou insiste con la flexibilización del Mercado Común del Sur, el Mercosur. En un país donde el desarrollo industrial es apenas testimonial, que contiene una burguesía nacional casi en extinción, cooptada por capitales extranjeros; los agroexportadores, los latifundistas y el sector servicios son los puntos de apoyo en los que se sostiene el presidente y allí carga sus baterías.

Santiago Cafiero: "Se han podido contemplar los intereses productivos de  cada uno de los países" - El Colectivo

En medio de la negociación por bajar el Arancel Externo Común, Lacalle Pou aprovecha para que avalen su Tratado de Libre Comercio con China. Los cancilleres de Argentina y Brasil, Santiago Cafiero y Carlos França respectivamente, anunciaron en Brasilia que llegaron a un acuerdo para ir en conjunto a buscar el apoyo de Paraguay y Uruguay y poder bajar un 10% el Arancel Externo Común.

Uruguay no está en contra de bajar el arancel, pero quiere algo a cambio. “Lo que hemos dicho más de una vez a todos los presidentes y cancilleres en reuniones bilaterales o del Mercosur es que al mismo tiempo de la baja del arancel debería presentarse la flexibilización del bloque. Tenemos claro que es de la mano, las dos cosas al mismo tiempo”, declaró el presidente Luis Lacalle Pou.

Subrepticiamente, en el llano, los delitos y la violencia aumentan día a día y la cobertura mediática de la crónica roja no tiene el mismo tenor que en 15 años de gobiernos frenteamplistas. ¿La lógica sería punitivismo sobre punitivismo? No, tampoco. Lo denunciable es que ante los mismos hechos, o incluso peores en ciertos casos, corren valoraciones y magnitudes distintas de difusión en los medios.

En las rondas de Consejos de Salarios donde no hubo acuerdo en un 85% de las mesas, el Poder Ejecutivo votó siempre las propuestas de los empresarios para la política salarial.

Uruguay | La pobreza subió en 2020 a 11,6% y alcanzó su mayor nivel desde  2012 - NODAL

Mientras las exportaciones en algunos rubros han sido récord a pesar de la pandemia y las commodities vuelven a topes más que interesantes para los exportadores; en el otro Uruguay crece el desempleo en el interior y la pobreza infantil se agiganta. La tasa de natalidad se reduce cada vez más y los suicidios aumentan.

Otra semana más, donde las ollas populares, sostenidas por vecinos y vecinas anónimas y solidarias, salen a las calles a protestar por un Estado ausente. Es que no está ausente, está gobernando para otros: los dueños del Uruguay.


Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

Lacalle, Piñera, Duque y Abdo, los jinetes del Grupo de Lima

Lacalle, Piñera, Duque y Abdo, los jinetes del Grupo de Lima

TIEMPO DE LECTURA: 4 min.

Los presidentes derechista de Chile y Uruguay, Sebastián Piñera y Luis Lacalle Pou, parece que toman la bandera del Grupo de Lima para reflotar otro grupo, alianza o cumbre. No importa cual sea el nombre sino atacar al “eje del mal” como se lo ha denominado desde Washington a Cuba, Nicaragua y Venezuela.

Cuatro presidentes y el Rey español a la asunción de Lacalle Pou en Uruguay — MercoPress

El cuarteto de Piñera en Chile, Duque en Colombia, Abdo en Paraguay y Lacalle en Uruguay, juegan su rol regional luego de haber perdido Perú y Bolivia como aliados en el gobierno. El banquero Guillermo Lasso en Ecuador está imbuido en sus propios asuntos y ni qué hablar del ultraderechista Jair Bolsonaro en Brasil, donde la derecha brasileña busca un bolsonarismo sin él.

Luego de la bofetada que el movimiento popular le acertara al presidente uruguayo, con una recolección de 800.000 firmas (en un país de tres millones de habitantes) para derogar el núcleo duro de su buque insignia, la Ley de Urgente Consideración (LUC),  Lacalle Pou apostó fuerte a su supuesto rol internacional en un mensaje al interior de su país, enmarcado en su permanente campaña de imagen en medios tradicionales y redes sociales.

Presidente Luis Lacalle Pou recibió a su par de Chile, Sebastián Piñera | Am 550

El lunes 27 de setiembre, el presidente se reunió con el mandatario chileno Sebastián Piñera. «Siempre es un gusto recibir a un presidente de otro país. En este caso, con algunos temas importantes como por ejemplo la Alianza Atlántico-Pacífico que es importantísimo», dijo el mandatario uruguayo.

La llegada de Piñera a Uruguay se dio en el marco de una serie de visitas oficiales que también incluyó a Colombia y que finalizará en Paraguay. La gira comenzó el viernes 24 y se extenderá hasta el próximo 29 de setiembre.

Pero hay que tener en cuenta el eventual efecto búmeran que podía sufrir Lacalle Pou con el argumento de los Derechos Humanos (1). Abrazarse con Piñera, es obviar el estallido social y las protestas que derivaron en un proceso constituyente en Chile y que tuvo gran repercusión las prácticas brutales del cuerpo de Carabineros. Esta misma semana se produjeron ataques xenófobos de chilenos contra migrantes venezolanos migrantes en dicho país. Todo un gesto de época.

Ni hablemos de Colombia y las sádicas policía nacional y fuerzas armadas. Basta con conocer el caso de un joven que fue decapitado y su cabeza apareció en una ciudad y el resto de su cuerpo en otra. ¿Y los derechos humanos para Lacalle Pou dónde quedan?

La afinidad que existe entre los gobiernos de  Paraguay y Uruguay es de las más fuertes y, además, con vínculo personal de este cuarteto. Obviamente Lacalle Pou ha hecho caso omiso a los interminables maltratos y vejaciones que sufren los campesinos en tierras guaraníes, por solo nombrar un ejemplo. Ni hablemos de la connivencia con el narcotráfico.

Para esgrimir a voz alzada en una cumbre internacional sobre los derechos humanos, desde un altar de moral, hay que tener un gobierno y aliados que estén a la altura: si no, simplemente es coreografía. Máxime si la indignación pasa por el filtro de los compinches ideológicos. Peor aún si define que su gobierno en materia internacional no se va a manejar con tintes ideológicos pero sigue el manual de la Secretaría de Estado y el Comando Sur de Estados Unidos.

Lacalle, hasta el momento, funge de ariete en las acciones contra el Mercosur y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) y ese es un traje en el que se siente a gusto. Por sus paseos televisivos por Argentina ha sido vitoreado en su país, aunque más bien fue usado como tiro por elevación contra el presidente Alberto Fernández.

Ahora recibió elogios del exasesor de imagen del expresidente neoliberal Mauricio Macri, el ecuatoriano Jaime Durán Barba. En una entrevista virtual dejó algunas frases: “Uruguay no ha buscado liderazgo regional, pero Lacalle Pou está preparado para eso.” Lacalle  “es el presidente más sistemático y organizado del continente en este momento”, sentenció el publicista.

Los cuatros jinetes van galopando el continente para seguir sembrando desgracia.


Notas

1.- Ver Luis “Lacayo” Pou, el fusible provocador de la Casa Blanca https://estrategia.la/2021/09/23/luis-lacayo-pou-el-fusible-provocador-de-la-casa-blanca/

Artículo publicado originalmente en Periferia

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión
Uruguay: De entreguismo, ¿independencia? y corrupción

Uruguay: De entreguismo, ¿independencia? y corrupción

TIEMPO DE LECTURA: 6 min.
Talvi, Bartol y Uriarte: los tres ministros outsiders que salieron del  gabinete de Lacalle - Teledoce.com
Talvi, Bartol y Uriarte: tres ministros que salieron

El gabinete del gobierno de Lacalle Pou ha roto nuevamente un récord negativo: es el que más cambios ha tenido desde la reapertura democrática en 1984. Seis han sido los cambios ministeriales en menos de 18 meses. Si en su momento fueron movimientos para fortalecer su figura y rodearse de ministros leales, este último cambio ministerial ha minado la imagen del gobierno que ya reposa con menos del 50% de aprobación.

El primero de julio de 2020 sucedió la primera y única renuncia, hasta el momento, de un ministro: Ernesto Talvi del Partido Colorado y Ministro de Relaciones Exteriores en una misiva abandonó el cargo y a la vez la actividad política.

El primero de mayo Lacalle Pou anunció vía twitter la destitución del Ministro de Desarrollo Social, Pablo Bartol, otro outsider, hombre del Opus Dei, que no había participado de política partidaria pero siempre estuvo vinculado a los think tanks criollos.

El 22 de mayo falleció de un paro cardíaco el ex ministro del Interior Jorge Larrañaga. Fue sustituido por el entonces ministro de Transporte y Obras públicas, Luis Alberto Heber. Antes de mudarse de cartera fue el encargado de firmar el acuerdo con la multinacional belga Katoen Natie, a espaldas incluso de fuerzas dentro de la coalición gobernante, entregando el puerto de Montevideo hasta 2081.

Otro colorado tuvo que dimitir por orden de Lacalle Pou: Carlos María Uriarte fue sustituido por Fernando Mattos Moglia, sobrino de Carlos Mattos Moglia que fue Ministro de Agricultura en la dictadura y hombre de la Federación Rural.

De los seis movimientos ministeriales, tres tienen que ver con el Partido Colorado, segundo socio de la coalición por caudal de votos que no levanta cabeza desde las elecciones del 2004, donde registró su peor guarismo. Hubo cambios en Agricultura y Pesca, Turismo y Relaciones Exteriores. En este último ni siquiera pudieron sustituirlo con alguien de su propia fuerza política sino que Lacalle Pou colocó a alguien de su cercanía como es el canciller Fernando Bustillo.

Renuncia el ministro de Turismo de Uruguay por sospechas de corrupción

El pedido de renuncia a Germán Cardoso en Turismo está plagado de irregularidades en el manejo de fondos de la cosa pública, sospechas de corrupción y aprietes políticos.  Todo empezó con el propio Cardoso solicitando al Presidente que destituya a su director de turismo Pérez Banchero, quien a su vez denunció a Cardoso aduciendo que su renuncia viene a colación de las denuncias internas que él planteó.

Compras directas millonarias, algunas observadas, dispararon la salida del director de Turismo, que está dispuesto a ir al Parlamento. “En diciembre creía que podía ser desprolijidad, yo en julio pienso que puede haber otras cosas”, dijo Pérez Banchero.

El exfuncionario sostuvo que frenó una compra por 800.000 dólares a la agencia de publicidad Netcom en 2020, promovida por el ministro Cardoso, tuvo dudas con otra adquisición que observó el Tribunal de Cuentas y afirma que lo echaron cuando se opuso al avance de una tercera por 500.000 dólares. El ministerio contrató a una empresa con sede en Estonia, a la que es difícil pagarle por temas de lavado

Julio María Sanguinetti: “El coronavirus pone a prueba los valores de la sociedad” – el diario de Leuco

Cardoso tiene antecedentes en cuestiones teñidas de corrupción. Cuando fue secretario general del Partido Colorado explotó el caso de Cambio Nelson, nombre de la casa de cambios implicada en delitos en el año 2017. Francisco Sanabria, dueño del cambio era el hijo de Wilson Sanabria, caudillo colorado del departamento de  Maldonado, cuñado de Cardoso y a la vez su suplente en Diputados. Se investigó al Cambio Nelson y se descubrió que estaba implicado en lavado de dinero.

Sanabria financió toda la campaña con plata de dicha entidad financiera. En aquel momento se le exigió a Cardoso que renunciara a la secretaría general de su partido. Poco tiempo atrás, estuvo implicado en otro hecho reñido con la transparencia. Salieron a la luz varias llamadas que le realizara el Jefe de Policía de Maldonado para solicitarle favores personales para su familia o terceros allegados al ex ministro.

Cardoso volverá al Parlamento, supuestamente para limpiar su imagen. Lo que está claro es que ahora estará amparado en fueros mientras se inicia una comisión investigadora en su caso. El hecho curioso de este entuerto es que la renuncia del ministro fue anunciada en el hogar del expresidente Julio María Sanguinetti, Secretario General del Partido Colorado y el Viktor Frankenstein de la coalición gobernante.

Esto demuestra el peso del exmandatario dentro de la coalición, que compensa y mucho con el caudal electoral y el desempeño de su propia fuerza política.

Lacalle cruzó palabras de desacuerdo con el presidente de COFE en acto de Florida

El 25 de agosto se conmemora el Día de la Independencia en Uruguay. En un acto de poca independencia nacional; más bien de alineación a las directrices imperiales y de la derecha continental, Luis Lacalle Pou cesó los acuerdo del Ministerio de Desarrollo Social con el gobierno de Cuba y sus misiones de envío médicos. Este acto fue celebrado por la derechista y líder de Cuba Decide Rosa María Payá.

Payá compartió una foto de su visita a Lacalle Pou en su sede de campaña, a fines de enero de 2020. En diálogo con el diario El País -en aquella oportunidad-, había pedido que el mandatario no invitara a su asunción al presidente cubano Miguel Díaz Canel, así como a los mandatarios Nicolás Maduro y Daniel Ortega. Ninguno de los tres fueron invitados a la ceremonia del 1 de marzo de 2020.

Pero el 25 de agosto también se festejó con renovado brío el día del Comité de Base del Frente Amplio, donde militantes y dirigentes eludieron la pugna por la presidencia de la coalición de centroizquierda centrándose en “la pandemia neoliberal”, el referéndum para derogar la ley de urgente consideración (LUC) y la escandalosa entrega del puerto de Montevideo a una empresa belga.

El senador y dirigente sindical Óscar Andrade reconoció que de a poco en la dirigencia frenteamplista  fue calando la idea de que no era tan importante el trabajo en territorio, que alcanzaba con tener gobernantes electos, y señaló que con la recolección de firmas para el referendo se recuperó “el camino que nunca deberíamos haber abandonado: la militancia en territorio, la organización, pensar desde el pie”.

Y, como colofón, en otro acto de genuflexión, Uruguay acaba de firmar un acuerdo donde prácticamente le regala el puerto a una empresa multinacional belga por 60 años. Lusos, porteños, ingleses y españoles intentaron apoderarse de nuestro puerto y desarrollaron guerras sangrientas por él. Parece que bastaba solo con la firma de un decreto y un gobierno entreguista.

El presidente publicó un mensaje en twitter diciendo: «Independencia. Buscada, lograda, cuidada. Seguimos ese legado». Mientras ocurría el acto oficial por los 196 años de independencia oriental, manifestantes con pancartas le espetaban al primer mandatario: “vende patria” y un cántico fuerte sonaba en todo el acto: “que se vayan todos, que no quede ni uno solo”.

Nicolás Centurión
Nicolás Centurión

Como dice un rapero: «por amor y por vicio… se convirtió en mi oficio.» La palabra se milita. Junto café con palabras para subsistir en este paréntesis, desde la periferia.

¡Quiero suscribirme!
1
Más rápido y fácil
Difusiones Trinchera
Hola
Si querés que te incluyamos en nuestras listas de difusión de publicaciones y promoción de entrevistas en vivo, envianos un mensaje para suscribirte y te llegará toda nuestra información.
¡Sumate a la Comunidad Trinchera!